El renting tecnológico, un mundo inexplorado que trae unos beneficios que las empresas desconocen, según Redkom

0

Hasta hace unos años, lo normal en una empresa era utilizar los dispositivos informáticos hasta que estos aguanten, hasta que no les quede más remedio que tirarlos y adquirir unos nuevos, como estrategia de ahorro. Actualmente, las empresas ya no pueden permitirse el lujo de alargar la vida útil de los dispositivos, ya que se quedan obsoletos y dejan de rendir adecuadamente. Esto hace a las empresas quedarse en un lugar desfavorecido frente a la competencia que, si dispone de equipos más nuevos, pueden tener un rendimiento y unos resultados mejores. La tecnología ha avanzado a lo largo de los últimos años y avanza a pasos agigantados con la finalidad de mejorar la vida del ser humano. Por ese motivo, la vida útil de los dispositivos es cada vez más corta.

La solución ante el constante cambio de la tecnología, la obsolescencia programada y la reducción de gastos en informática de las empresas la tiene Redkom, cuya propuesta es el renting tecnológico. “Cuando disfrutamos del renting tecnológico disfrutamos de unos equipos informáticos que siempre están a la última y nos olvidamos de los problemas generados por la obsolescencia programada. En muchísimas ocasiones las empresas se van a enfrentar a nuevos modelos, programas, herramientas y novedades que podrían ser de mucha ayuda en el desempeño de las empresas. Perdernos esas actualizaciones podría dejar nuestra empresa en desventaja respecto a las demás empresas. Cuando la empresa tiene sus ordenadores a medida, conseguirá todas las prestaciones y características técnicas que necesita para un trabajo o una actividad en concreto”, explica Redkom.

Por lo tanto, las empresas, además de disfrutar de unos dispositivos informáticos a medida, avanzados y con un rendimiento perfeccionado y optimizado a diferencia de la competencia. Pero además del aumento de productividad, las empresas también notarán un gran ahorro en temas como el mantenimiento informático, ya que no necesitarán un servicio técnico extra o contar con un departamento informático. El precio del renting de dispositivos informáticos será cerrado desde el momento en el que la empresa solicite presupuesto. La ventaja de ello es que no habrá sorpresas en la factura si se acuerda una cuota mensual.

Otra gran ventaja es que cuando la empresa cuenta con un dispositivo de Redkom cuenta con uno ya configurado a su medida y no con las configuraciones de fábrica. Tras adquirir un nuevo ordenador, es normal que las empresas tengan que invertir unas horas en configurarlo. Redkom puede solucionar este inconveniente poniéndolo a punto para su uso y, además, actualizándolo cuando es necesario.

Comunicado de prensa El renting tecnológico, un mundo inexplorado que trae unos beneficios que las empresas desconocen, según Redkom publicado en comunicae.es